Tus resultados de busqueda

5 reparaciones de la casa que debes saber hacer tú mismo

Publicado por Adriana en 20 enero, 2020
| 0

5 reparaciones de la casa que debes saber hacer tú mismo Reformas Tucasa

Ser propietario de una casa puede ser un sueño hecho realidad, pero el tener una casa es más que sólo fines de semana relajantes en la terraza y noches íntimas frente a la chimenea.

Requiere un compromiso para mantener tu oasis privado seguro y funcionando sin problemas. Hacer reparaciones ocasionales es parte del trato, e incluso si tú no eres un dedicado «hágalo usted mismo» o “chapucillas”, hay algunas reformas alrededor de la casa con las que debes familiarizarte.

Pocas cosas molestaran más la comodidad de un propietario muy rápido, que un inodoro que gotee o el goteo de un grifo que se sale de control, y eso son sólo cosas del baño y la cocina.

Prepárate y tómate unos minutos para dominar cinco reparaciones de la casa que puedes hacer tú mismo sin herramientas peligrosas o instrucciones complicadas.

Aunque pasar unas horas regularmente en el mantenimiento y las reparaciones de tu casa por cuenta propia nunca se convierta en tu pasatiempo favorito, saber cómo realizar unas pocas reparaciones simples mantendrá tus costes bajos y ayudará a que el trabajo se haga en tu horario y no en el de tu empresa de reformas.

1 de 5 Preparando tus trabajos de pintura como un profesional

Ya quieras pintar una habitación entera o que sólo necesites tapar un agujero, nada ayuda más a mantener o mejorar la apariencia de una habitación como una buena mano de pintura.

No has sido dueño de una casa por mucho tiempo si no tienes ropa de trabajo con salpicaduras de pintura en tu armario y un par de pinceles en tu trastero.

Pintar las habitaciones con pintura es una de las mejores maneras de mostrar tu casa en condiciones, pero antes de comenzar a recolectar muestras de color, hay algunas cosas que debes tener en cuenta.

La pintura, cuando se hace bien, puede aumentar el valor de tu casa y añadir estilo y glamour a tu espacio.

Pero cuando el trabajo no está bien hecho, y es fácil ver las marcas de los rodillos, las salpicaduras y la pintura de los bordes descuidados, es casi tan malo como dejar pintura agrietada y descascarada en las paredes.

Obtendrás los mejores resultados cuando te prepares para el trabajo.

En lo que se refiere a la pintura, la preparación es el rey. Una buena preparación lleva tiempo, pero también facilita la pintura en sí.

Preparación para Pintar la casa

  1. Empieza por retirar cualquier accesorio o equipo que pueda interferir con tu proyecto. Afloja los accesorios y quita las barras de las cortinas, los elementos eléctricos y las bisagras de las puertas.

Sí, lleva tiempo, pero no es tiempo extra. Si dejas cosas en su lugar que puedan crear obstáculos para tu brocha o rodillo, estarás perdiendo tiempo tratando de cubrirlas o pintar alrededor de ellas más tarde.

Te tomará más tiempo y el resultado final no se verá tan profesional como si hubieras limpiado todo para empezar.

  1. Después de que tengas una toma sin obstrucciones en las paredes, límpialas con una esponja húmeda o un paño seco.

La grasa, el polvo y la suciedad acumulada impedirán que la pintura se adhiera bien a las paredes y podría causar rayas.

  1. Revisa la habitación una vez más y esta atento a los agujeros de clavos y otras imperfecciones que necesiten ser rellenadas con yeso y puntos ásperos que podrían necesitar un poco de lijado.

Pequeñas reparaciones como esta, especialmente en casas antiguas, pueden hacer una gran diferencia en la apariencia de la pintura final.

  1. Una vez que hayas limpiado las paredes y hecho algunos arreglos menores, aplica imprimación a las áreas lijadas.

Si has lijado áreas grandes, podrías considerar el uso de una pintura con imprimación incorporada y eliminar la necesidad de imprimar las paredes como un paso separado.

  1. Ahora estás listo para enmascarar cualquier moldura, empotrado y zócalo con cinta de pintor y empezar a colocar las telas de caída. Después de eso, pintar tu habitación será fácil.

 

Hasta la próxima entrega

En la siguiente entrega, le daremos un poco de sentido a tu divisor de habitación interactivo favorito, LA PUERTA.

Mientras te recordamos que, si no quieres pintar la casa por ti mismo, nosotros podemos ayudarte y no tendrás que preocuparte por nada.

Aunque debes aprender, esta tarea no es para nada complicada, con practica puedes tener una casa impecable de la que te sentirás orgulloso.

 

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada

Comparar listados